El newen de nuestros pichikeche y el futuro de nuestro Pueblo-Nación

¡Miawpe!Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0

Sin duda en la gran marcha Mapuche Williche de ayer miércoles 18 de agosto se vieron escenas muy alentadoras que nos reinvitan a continuar con fuerza nuestro proceso de reconstrucción territorial y nacional Mapuche. Una de estas esas escenas, que probablemente pasó inadvertida, la protagonizaron tres pichikeche quienes, vestidos  con makuñ y trasrilonko, marcharon junto a los adultos tocando sus pichi-trutruka y sus pifülkawe para solidarizar con aquellos que sufren persecución como castigo por reivindicar derechos ancestrales.

Al ver a estos pichikeche vemos convicción y orgullo, aunque ciertamente de sus bocas no deberían salir expresiones teñidas de rabia como «asesinos», «usurpadores» o «ladrones»… lamentablemente para nosotros esto es consecuencia de un «bicentenario» de humillaciones.

Quizás más de alguno dirá que estos niños han sido «manipulados» para que ante los medios informativos los Mapuche seamos las «víctimas» (siendo que dichos medios son controlados por quienes silencian las legitimas demandas de nuestra gente), pretendiendo así desdeñar la educación Mapuche entregada por las familias de estos niños. Lo cierto es que fueron ellos los que, con el asombro de sus padres, deseaban con ansias ser parte de «la marcha».

Si bien estos tres pichikeche nos dan mucho newen y esperanza en el futuro, surge la pregunta ¿Cómo estamos educando a nuestras nuevas generaciones Mapuche?

Actualmente dejamos a la escuela y al liceo el rol de mostrar un rumbo a nuestros niños y niñas… ¡Hasta tienen «Educación Intercultural ¿Bilingüe?»!

Pero, ¿Qué pasa con nuestra responsabilidad como pueblo de definir una política educacional propia con nuestros valores, nuestras aspiraciones, nuestros conocimientos, nuestra historia y nuestras ciencias?

Sin duda tenemos mucho trabajo por realizar, para que ya no sean sólo tres pichikeche los que se atrevan a alzar su voz con orgullo.

Tamün srakisuam
¡Miawpe!Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *